Español es
  • català ca
  • English en
  • Español es
20% menos en todos los productos 
hasta el 5 de Agosto ¡Feliz verano!
Español es
  • català ca
  • English en
  • Español es
Carrito 0

Historia

Fargas es una chocolatería situada en el Casco Antiguo de Barcelona, ​​en el corazón del barrio Gótico.
Las primeras noticias escritas datan del año 1827. Desde entonces hasta nuestros días continúa con una elaboración propia de bombones y chocolate de manera artesanal. 


Antigua ubicación (t
ienda novecentista)

El año 2018 recibió el premio a la Chocolatería / Pastelería agremiada más antigua del Gremio de Pastelería de Cataluña.
Desde su fundación, Fargas se ha ubicado en la calle del Pi esquina Plaza Cucurulla. Hoy en día, todavía se puede encontrar unas placas que recuerdan su emplazamiento original.


Barricadas en la ciudad de Barcelona, 1934 (tienda novecentista)


Debido a cambios urbanísticos, la tienda se vio forzada a trasladarse el año 2016 a un nuevo local también en el mismo edificio neoclásico; el Palacio Castillo de Pons, pero unos metros más abajo. Aunque la esquina y el local antiguo eran irremplazables, el nuevo local, ha integrado la carpintería exterior, parte del mobiliario existente del siglo XIX y sobre todo, y como pieza principal el molino original todavía en uso. El nuevo local, combina los elementos más emblemáticos de Fargas con un diseño contemporáneo y minimalista donde el olor y los colores del chocolate siguen siendo el hilo conductor de nuestra historia.

La actividad de la elaboración del chocolate se ha mantenido de generación en generación.En la actualidad se hacen unas cincuenta variedades de bombones. Las trufas, los turrones de Navidad y las monas de Pascua se siguen elaborando de manera artesanal en el obrador ubicado en Galeries Maldà, en la misma calle del Pi.

Los amantes del chocolate a la taza o para comer cruda, pueden seguir disfrutando de una de las recetas y método de elaboración más antiguo de Europa. Actualmente seguimos utilizando el antiguo molino de piedra para hacer el tradicional "Chocolate a la Piedra". El molino que fue trasladado a la nueva tienda sigue funcionando y son muchos los que se acercan a verlo y se sienten atraídos por el aroma del cacao cuando se elabora el chocolate.

¿Aún no lo has probado? Visítanos en Calle del Pi 16, Barcelona.


Interior de la nueva tienda